Consejo Asesor Universitario

No existen garantías en el Draft de la NFL. El Consejo Asesor Universitario garantiza que los jugadores conozcan todos los hechos.

Para algunos, el Draft de la NFL sirve como un “examen final” para medir las aptitudes que cada club tiene al momento de determinar y elegir talento.

Los clubes parten de miles de informes de reconocimiento, evaluaciones médicas e interacciones personales para decidir qué jugadores pueden impulsar a una franquicia en dificultades o llenar los vacíos para hacer de un buen equipo uno excepcional.

 Antes de que los clubes seleccionen a un jugador, Operaciones de Fútbol Americano de la NFL atraviesa un proceso exhaustivo de verificación de elegibilidad de los jugadores para el draft. Esto significa que el departamento de Personal de Jugadores de la NFL investiga y verifica el historial educativo y de participación atlética de miles de jugadores que pueden ser elegibles para el Draft. El personal de la Liga revisa las guías de medios y sitios web de los equipos universitarios; se comunica con entrenadores universitarios, responsables de cumplimiento y administradores de fútbol; y se comunica con los estudiantes-atletas.


El receptor abierto de Tennessee Titans, Corey Davis, fue seleccionado de Western Michigan en quinto lugar general en el Draft de la NFL de 2017. En el 2016, el Consejo Asesor Universitario evaluó a Davis y se le aconsejó permanecer en la escuela. (Perry Knotts por medio de AP)

El receptor abierto de Tennessee Titans, Corey Davis, fue seleccionado de Western Michigan en quinto lugar general en el Draft de la NFL de 2017. En el 2016, el Consejo Asesor Universitario evaluó a Davis y se le aconsejó permanecer en la escuela. (Perry Knotts por medio de AP)

En los últimos años, la cantidad de estudiantes de primer año que han solicitado obtener ingreso temprano al Draft (“elegibilidad especial”) ha aumentado de manera constante. En algunos casos, podría ser la mejor movida para un jugador; sin embargo, en la mayoría, el jugador podría ser seleccionado del Draft por menos de lo que había anticipado, o no ser seleccionado en absoluto. En estos casos, el jugador ha perdido el resto de su elegibilidad universitaria y ha desperdiciado su mejor oportunidad de obtener un título al mismo tiempo que mejora sus habilidades en el fútbol.

Solo 1.6% de todos los jugadores de fútbol de la NCAA alcanzan un nivel profesional.

Para ayudar tanto a los clubes, que desean jugadores listos para la NFL en el Draft, y a los estudiantes-atletas, que buscan ingresar temprano al Draft, la NFL confía en su Consejo Asesor Universitario. El Consejo, el cual incluye evaluadores de personal de alto nivel de clubes de la NFL y directores de las dos organizaciones de reclutamiento certificadas por la liga (National Football Scouting y BLESTO), asesora a los estudiantes de primer año con sus prospectos de Draft antes de hacer una solicitud formal a la liga para ingresar al Draft.

El proceso del Consejo Asesor Universitario para determinar si los estudiantes de primer año están listos para el partido profesional cambió en 2014. De conformidad con las pautas revisadas de la NFL, una universidad puede solicitar evaluaciones solamente para cinco jugadores, con excepciones determinadas caso por caso; anteriormente, no existía un límite en cuando a la cantidad de jugadores de un equipo que se podía revisar.

También se revisó el sistema de calificación. En los años anteriores, el Consejo evaluaba a los jugadores en una de cinco categorías: potenciales selecciones en primera ronda, potenciales selecciones en segunda ronda, potenciales selecciones en tercera ronda, sin potencial para las primeras tres rondas o sin potencial en absoluto.

Las nuevas calificaciones son mucho más simples: potencial primera ronda, potencial segunda ronda, o ninguna de las dos, lo cual es efectivamente una recomendación de permanecer en la escuela.

Si el objetivo de un estudiante-atleta es jugar en la NFL, su mejor oportunidad de éxito es permanecer en la escuela, obtener un título, mejorar su posición en el Draft y completar su elegibilidad de fútbol universitario.

“Aunque a algunos les gusta debatir acerca de las ventajas de presentarse temprano en el Draft, una cosa es segura: completar su educación le brinda más oportunidades y libertad financiera más allá del fútbol”.

TROY VINCENT, VICEPRESIDENTE EJECUTIVO, OPERACIONES DE FÚTBOL AMERICANO DE LA NFL

Antes del Draft de 2016, el Consejo Asesor Universitario evaluó a 173 estudiantes en sus primeros años, 65 de los cuales (37.6%) se presentaron temprano al Draft de 2016. De los 65 jugadores, 25 recibieron evaluaciones de potencial para la primera o segunda ronda (dos con potencial para selección en primera ronda y 23 con potencial para selección en la segunda ronda). De los 25 (76%), 19 fueron seleccionados en las primeras dos rondas. Los 6 restantes fueron seleccionados en la tercera (3), cuarta (2) y quinta (1) ronda.

En 2017, 59 jugadores (35.3%) eligieron presentarse temprano al Draft. El Consejo evaluó a 167 estudiantes en sus primeros años, 27 de los cuales recibieron una evaluación de primera o segunda ronda. De esos 27, 22 se presentaron para ingresar temprano en el Draft y 20 de ellos (90.9%) fueron seleccionados en las primeras dos rondas (11 en la primera, 9 en la segunda).

Desde 2010, el 85% de los estudiantes-atletas que recibieron una evaluación de primera o segunda ronda y se presentaron en el Draft han sido seleccionados en las primeras dos rondas.

Year CAC Evaluation Accuracy
2017 90.9% 20/22 drafted in 1st two rounds
2016 76.0% 19/25
2015 90.0% 18/20
2014 90.9% 20/22
2013 85.7% 18/21
2012 82.4% 14/17
2011 93.3% 14/15
2010 72.2% 13/18
Total 85.0% 136/160

Since 2015, players receiving either a first- or second-round evaluation had a drafted-round average of 1.89; only three were drafted later than the third round.

In 2017, 140 total players were advised to remain in school by the College Advisory Committee (3rd-round grade or below). Forty of those 140 players declared for the 2017 NFL Draft after being advised to remain in school. The average draft position of these players in the fourth through seventh rounds was consistent with the evaluations provided by the NFL clubs.

Jugadores con Evaluaciones de Permanecer en la Escuela
Ronda 2016 2017
1 1 1
2 4 2
3 5 6
4 2 6
5 7 7
6 1 4
7 6 4
Sin seleccionar 14 10
Promedio ponderado en el Draft 5.68 5.35

“Queremos que nuestros estudiantes-atletas tomen una decisión informada”, comentó Troy Vincent, vicepresidente ejecutivo de Operaciones de Fútbol Americano de la NFL. “Hagan uso de nuestros recursos, tomen una decisión informada. Cada institución cuenta con dichos recursos para cada promesa del deporte y cada entrenador principal. Los números y los hechos hablan por sí mismos”.

La NFL alienta a la mayoría de los estudiantes en sus primeros años a terminar su elegibilidad universitaria y obtener un título mientras maduran como promesa profesional. Participar en el Draft significa que un estudiante de primer año pierde el resto de su elegibilidad: si no es seleccionado por un equipo de la NFL, no será capaz de jugar en otra temporada universitaria y no será capaz de mejorar su posición en el Draft para el año siguiente.

“Presentarse para el Draft no garantiza el éxito en la NFL” comentó Vincent. “Esta evaluación honesta informa a los estudiantes-atletas, en términos muy realistas, de sus probabilidades de ser seleccionados en las primeras dos rondas; o recomienda al estudiante-atleta no perder su elegibilidad universitaria restante, y completar su educación mientras mejora sus habilidades en fútbol y su madurez”.

English